Cynthia Avellaneda

El comunicador no está satisfecho con lo que hay, con lo que ve ‘¿qué puedo hacer yo para mejorar las cosas?’

Especialidad: Comunicación para el Desarrollo

Cynthia Avellaneda estudió Comunicación para el Desarrollo en la PUCP. Ha llevado un Diplomado en Recursos Humanos en Centrum y se encuentra realizando una maestría en Dirección de Personas en la ESAN. Cuenta con experiencia en el área de responsabilidad social, y en la actualidad se desempeña como Gerente de personas en el área de recursos humanos de Odebrecht Latinvest.

Nos cuenta que su primera opción de estudios fue Derecho y que llegó a realizar hasta año y medio en facultad; sin embargo, debido a que no era su vocación no disfrutaba los cursos ni la carrera. Es por esto que comenzó a buscar otras opciones y encontró la Comunicación para el Desarrollo, una especialidad relativamente nueva en la Universidad, de la que no sabía demasiado. Cynthia averiguó más sobre la carrera y se dio cuenta de que el hecho de conocer a las personas de diferentes entornos y realidades diversas era lo que ella quería hacer. Además, añade que parte de esta vocación es el deseo por el cambio social: “Hay quienes se quejan… ‘no funciona’, ‘sí pues, no funciona pero estoy haciendo algo al respecto aunque sea pequeño”, afirma. Comenta que como estudiante, le hubiera gustado saber un poco más sobre el mercado laboral y sobre las áreas de desarrollo de su profesión.

La Comunicación para desarrollo en la actualidad

Considera que la especialidad aún no está consolidada frente a los diversos sectores, y que muchas veces hay cierta dificultad debido a que las empresas no conocen sobre el perfil del comunicador para el desarrollo. Sin embargo, afirma que esto ha cambiado desde que ella egresó y que el panorama laboral para la carrera es más favorable puesto que gracias al egreso e inserción laboral de los alumnos de especialidad, las empresas y organizaciones ahora exigen ese perfil: “Hay que aprovechar este momento para posicionarnos en el mercado, que sepan qué hacemos y cómo aportamos, y que combinamos una variedad de ciencias. Es un perfil que se requiere debido al alto nivel de conflicto social en el país”, explica. Asimismo, considera que el trabajo con comunidades, ONGs o en proyectos de desarrollo son algunas de las áreas de desenvolvimiento profesional, así como la responsabilidad social, las relaciones comunitarias y el área de comunicación e imagen.

Comenta que más allá de la cuestión técnica, del manejo de conflicto, la inteligencia emocional y otras herramientas, lo importante es apasionarse por lo que uno hace, puesto que solo así el profesional busca mayor conocimiento técnico, contactos o eventos respecto al tema que le interesa: “Se trata de que encuentres eso que te mueve a hacer las cosas. El comunicador no está satisfecho con lo que hay, con lo que ve… ‘¿qué puedo hacer yo para mejorar las cosas?”, añade. Para Cynthia, es sumamente importante que el profesional esté comprometido a cambiar la situación y la forma en la que se contribuye a mejorar la vida de las personas en un trabajo conjunto.

Su experiencia personal

Nos cuenta que comenzó a hacer sus prácticas en la ONG World Vision, donde recogía información sobre las familias y trabajaba en temas de salud y educación. Cuando terminaron sus prácticas comenzó a trabajar en Odebrecht Peru Ingeniería y Construcción  en el área de Responsabilidad Social, donde tuvo la oportunidad de viajar a las zonas donde se llevaba a cabo la construcción de carreteras y fue en este periodo en que trabajó temas de comprensión lectora y seguridad vial con los niños de la zona, los padres de familia y los profesores en proyectos en los que participaba desde el diseño hasta el seguimiento y monitoreo. Después, comenzó en el área de Recursos Humanos, donde trabajaba directamente con los empleados en campamentos de construcción y se encargaba de la formación de personas, la cultura organizacional, el clima laboral y el bienestar de los obreros, entre otros. En esta línea, trabajó también en la oficina matriz de la empresa en Panamá donde siguió trabajando en formación de personas, generación de programas de capacitación y desarrollo de habilidades personales.

En la actualidad, se desempeña como Gerente de Personas en Odebrecht Latinvest que es el negocio de concesiones. Se encuentra bajo la supervisión de la Dirección de Personas y Organización y se encarga del trabajo en cultura organizacional, seguimiento de líneas de carrera, evaluación de desempeño, selección de trainies, programas de formación y capacitación. Comenta que cuando salió de la Universidad tenía prejuicios respecto al sector privado frente a las comunidades y que lo percibía de forma negativa; sin embargo, ahora considera que es importante agudizar los sentidos para observar los matices y los intereses de los diferentes actores en cuestión. Es por esto que considera que es sumamente importante que los estudiantes de últimos ciclos y egresados busquen prácticas y experiencias que les ayuden a evitar los prejuicios y presupuestos distantes a la realidad.

Considera que lo que diferencia a un profesional es la pasión en su trabajo puesto que ese interés se refleja en la especialización y en la búsqueda de conocimiento constante: “Es importante que sepan qué es lo que te gusta y qué es lo que quieren, si están en el lugar correcto. Mientras uno tenga clara la meta, el resto cae por su propio peso”, indica. De otro lado, Cynthia considera fundamental el enfoque de aplicación de los conocimientos orientados al ámbito de la acción de manera que uno pueda hacer una contribución al país y trascender.

Por Erika León
Lima, diciembre 2015